El Corredor Biológico Guácharos-Puracé celebró 11 años como área protegida

El Corredor Biológico Guácharos-Puracé celebró 11 años como área protegida

En las más de 73.000 hectáreas que comprenden el Parque Natural Regional Corredor Biológico Guácharos-Puracé ubicado al sur del Huila, habitan más de 50 especies de mamíferos, entre ellos, el Oso de Anteojos, la Danta de Montaña, el Jaguar, Puma, entre otros.

Con una variada programación, en la que participaron los niños del grupo Guardianes del Bosque y ONG’s ambientales, la Corporación Autónoma Regional del Alto Magdalena-CAM celebró el aniversario número 11 del Parque Natural Regional Corredor Biológico Guácharos-Puracé.

El evento que fue realizado en el municipio de Pitalito, llamó la atención de los habitantes del sur del Huila, sobre la importancia de conservar, en óptimas condiciones, esa zona natural, catalogada  como una de las más importantes del país, debido a su enorme oferta ecosistémica, pues es la conectividad y zona de amortiguación de los Parques Nacionales Naturales Cueva de los Guácharos, Puracé, Serranía de los Churumbelos y Alto Fragua Indiwasi entre los municipios de Acevedo, Palestina, Pitalito y San Agustín.

Durante la jornada, que contó con el apoyo del Centro Comercial Uniplaza, los asistentes se tomaron el parque central ‘José Hilario López’ de la ciudad de Pitalito mientras invitaban a los ciudadanos a conocer las bondades del área protegida, la cual se encuentra inscrita dentro del Gran Macizo Colombiano, haciendo parte de la Reserva de la Biosfera Cinturón Andino, declarada por la UNESCO en 1979.

“Esta fue una celebración llena de diversión, pues además los niños participaron de la proyección de una película en el Cinema Uniplaza. Es fundamental que ellos reconozcan la importancia del Corredor Biológico y sean nuestros aliados desde cada una de sus veredas en los diferentes procesos de conservación que lidera la CAM”, manifestó Bertha Rojas Peña, coordinadora del PNR Corredor Biológico.

Biodiversidad 

La importancia ecosistémica, especialmente en la producción de agua y oxígeno, es de las más amplias del departamento, al ubicarse dentro de la cuenca alta del río Magdalena, eje hidrológico de los Andes colombianos, es catalogada como una verdadera despensa hídrica, dando origen a las cuencas de los ríos Guachicos, Guarapas y Suaza.

La biodiversidad del área es notable tanto en la perspectiva de las especies vivientes como en términos ecosistémicos. De acuerdo con estudios realizados por la CAM, el Instituto Alexander VonHumboldt, universidades, entre otros, se ha establecido que en la zona habitan un poco más de 390 especies de aves, de las cuales cinco son endémicas.

Así mismo, se ha determinado que las 73.000 hectáreas que comprenden el Parque Natural Regional Corredor Biológico Guácharos-Puracé, es el hábitat de más de 50 especies de mamíferos, dentro de las cuales se encuentran todos los grandes animales silvestres tropicales como el oso andino (Tremarctos ornatus), la danta de montaña (Tapirus pinchaque), el jaguar (Phantera onca), el puma (Puma concolor), y el mono churuco (Lagotrix Iagotricha), algunas en peligro de extinción.

La mayoría de los bosques del Corredor Biológico Guácharos-Puracé son robledales, predominando dos importantes especies: el roble blanco (Quercus humboldtii) y el roble negro (Colombobalanus exceIsa), este último endémico. Sin embargo, otras especies forestales como el cedro, el comino real, el mondey y el balsero hacen presencia en la región, algunos catalogados como los últimos ejemplares vivos.

Banner OdontosaludP abajo

Related posts