Personas en reincorporación aprenden a transformar la tilapia en distintos productos

Personas en reincorporación aprenden a transformar la tilapia en distintos productos

Más de 30 personas que adelantan su proceso de reincorporación en los Espacios Territoriales de Capacitación y Reincorporación (ETCR), Áreas Aledañas y en las distintas sedes de los grupos territoriales de la Agencia para la Reincorporación y Normalización (ARN) se certificaron como operarios en piscicultura con énfasis agroindustrial.

El proceso de aprendizaje se adelantó en el Centro de Formación Agroindustrial La Angostura (Huila); allí, gracias al modelo de Entorno de Formación Productiva que diseñó la ARN y el apoyo financiero y técnico del Fondo Multidonante de las Naciones Unidas para el Posconflicto, el SENA y la Organización Internacional para las Migraciones (OIM), estas personas adquirieron habilidades y competencias para emprender su camino a la legalidad.

Este modelo busca contribuir a la generación de ingresos, la inclusión laboral y generación de procesos productivos colectivos o individuales a través de tres componentes: Psicosocial, Académico y Formación técnica.

“Tenemos 15 años de lecciones aprendidas, impulsando el retorno de la población desmovilizada a la legalidad. Actualmente estamos fortaleciendo las capacidades y habilidades de las personas en reincorporación para su inserción a la vida civil y sostenibilidad de sus proyectos productivos”, indicó Andrés Stapper, director General de la ARN.

Tres meses de formación

Con 440 horas de teoría y 440 horas de práctica, las personas en proceso de reincorporación aprendieron en tres meses a transformar la tilapia en distintos productos, abrir espacios de crecimiento personal, construir confianza y reconstruir el tejido social.

A través de la estrategia ‘Aprender Haciendo’, estas personas se convertirán en multiplicadores y puntos de referencia del conocimiento en sus ETCR en donde podrán crear, mantener o fortalecer los proyectos productivos colectivos o individuales que adelantan en su proceso de reincorporación.

Como valor agregado, el entorno productivo también certificó a sus participantes en manipulación de alimentos y desarrolló cursos cortos en huertas verticales y cultivo, poda e injertación de cacao.

Las 30 personas provienen de los ETCR Playa Rica la Y, Buena Vista y la Cooperativa (Meta), Colinas (Guaviare), Las Brisas (Chocó), y Miravalle y Aguabonita (Caquetá). Así mismo, de las áreas aledañas El Diamante y La Pista (Meta), y del grupo territorial de la ARN Huila.

“La reincorporación no está atada a un espacio geográfico; se desarrolla en todo el territorio nacional donde la persona requiera la oferta institucional que impulse su retorno a la legalidad”, indicó Stapper.

Actualmente hay cinco entornos productivos implementados en todo el territorio nacional, vinculando a 610 personas en proceso de reincorporación.

Banner OdontosaludP abajo

Related posts